Introducción a la interpretación: la modalidad consecutiva

external image Portada_ILIESCU.jpg

Autora: Catalina Iliescu Gheorghiu
Editor: Servicio de Publicaciones Universidad de Alicante
Año: 2001
ISBN:0003030007

Por Laura Perote
Ese libro en un manual que explica, lo que es la interpretación consecutiva y las habilidades necesarias para llevarla a cabo. Esta articulado en 9 capítulos.

Capítulo I: Consideraciones previas sobre la interpretación.

El objetivo de este manual es el de explicar y facilitar el aprendizaje de esta modalidad de interpretación. Para ello se divide al los intérpretes consecutivos siguiendo el modelo de Andeson:
1) Según el grado de implicación:
a) Neutral (imparcialidad mediadora, pero implicada en el discurso)
b) Voz desvinculada de los argumentos (indiferente a la situación comunicativa)
c) parcialidad del lado de los clientes.
Las dos últimas son las menos aconsejadas ya que, si bien es necesario un cierto grado de implicación por parte del intérprete para realizar una buena traducción, no es buena demasiada parcialidad, puede provocar incomodidad y malestar.
2) Según temas y estilos:
a) Interpretación de conferencias (tanto simultánea como consecutiva): requiere el título oficial en interpretación.
b)Interpretación en los tribunales (tanto simultánea como consecutiva): también precisa de una titulación oficial.
c) Interpretación situacional (conocida también como ad hoc o de enlace por su naturaleza menos formal): realizada tanto por intérpretes titulados como no titulados, pero que son conocedores de ambas lenguas, así como del tema de discusión.
Finaliza la división de los interpretes definiendo su finalidad: La misión de todo interprete es la de ayudar a un participante en una actividad comunicativa a adquirir completo entendimiento de las ideas expresadas en el encuentro, y en la medida de lo posible un mejor conocimiento reciproco de lo dicho lingüística y extralingüisticamente.
Pasamos a un breve estudio cronológico de la interpretación consecutiva. Seguimos remitiéndonos a otro teórico importante hasta nuestros días.
Según Gile (1994: 149-158) la literatura especializada en la traducción tuvo su origen en los años 50 con los ensayos y manuales de Hebert (1956) o el de Rozan (1956) basados en experiencias personales y sin pretensiones científicas pero identificando elementos esenciales hoy en día vigentes. El primer estudio de naturaleza académica fue de Paneth 1957.
Los 60 y los 70 se caracterizan por los estudios de psicólogos y psicolingüistas como Treisman, Oleron y Nanpon, Barik, Server y Sinaiko (1978) que realizaron algunos trabajos. Pero pese a los estudios los resultados de la época fueron bastante decepcionantes.
En época de los 70-80 los intérpretes empezaron a analizar su propia actividad de forma sistemática. Aparecen las primeras disertaciones doctorales en el campo de la interpretación en la Unión Soviética y en Europa Occidental con la tesis de Pinter (1969, autora más tarde conocida con el apellido Kurz). Las bases teóricas de esta época contribuyo al posterior desarrollo del campo. Durante esta época proliferaron las tesis, pero destacó la ESIT3 de Paris.
En la actualidad los técnicos no se agrupan en “escuelas” o “paradigmas” sino que hacen investigaciones dispersas. Según Gile (2000) esto es por la falta de infraestructuras y de fondos para la investigación además de que son pocas las revistas que aplican criterios reales de rigurosidad en la selección de sus publicaciones sobre la traducción.
Por último la autora muestra las diferencias entre la traducción y la interpretación:
La diferencia principal y que todas conocemos es que la traducción se refiere al trabajo escrito y que sin embargo la interpretación es un proceso oral. A partir de esta se derivan otras como son las siguientes:
-En primer lugar esta el factor de la aceptabilidad lingüística, muy exigente a la ahora del manejo terminológico en traducción e interpretaciones. Es decir el desarrollo de ambas actividades es similar.
-Desde el punto de vista de la información lingüística hay dos subdivisiones la estilística y la terminología, que requiere más tiempo para el traductor, pero su ausencia en un texto disminuye la credibilidad de un traductor.
-La información extralingüística es imprescindible y mas fácil de conseguir en los traductores, que pude modificarlos errores del texto fácilmente solventándolos con cambios que hagan mas entengible el texto y corrigiendo errores.
-Las fuentes se los traductores son humanas, electrónicas y en papel. Estas a su vez se dividen en terminología (diccionarios y glosarios) y no-terminológicos (como artículos, libros o catálogos…).
-El intérprete por otro lado obtiene la información de los documentos que le facilitan los contratistas y de las conversaciones que mantiene antes del inicio de la conferencia.
Finalmente, varían los pasos a la hora de crear un discurso/ traducción, estos se dividen en cuatro pasos:
El primero es la comprensión; a menudo obstaculizada por acentos y particularidades regionales que dificultan la comprensión, el carácter espontáneo del discurso oral que no permite jerarquizar las ideas de forma rápida y la impredecibilidad del discurso. Sin embargo tiene el apoyo del lenguaje no-verbal de los emisores, importante a la hora de elaborar un discurso. El traductor no tiene estos problemas y además tiene conocimiento de las circunstancias del autor al realizar el texto.
El segundo es la relación entre el autor, el traductor/ interprete y el receptor, en el caso del interprete se genera un vinculo, pues los tres componentes comparten un mismo espacio y tiempo, mientras que el traductor no tiene porque compartir la época del autor ni del receptor.
En tercer lugar esta la expectativa del “consumidor”. Según los expertos es recomendable que un traductor se especialice en un campo de la traducción y que domine su lenguaje, mientras que al intérprete se le exige más flexibilidad en cuanto a los campos que aborda así como la capacidad de superar los momentos críticos y tener rapidez en la toma de decisiones.
Por ultimo, esta el margen de modificaciones y eliminación de errores. En el caso de la interpretación esta la evaluación inmediata, que se observa en la reacción del público, el traductor recibe la opinión del público la mayoría de las veces demasiado tarde para mejorar aspectos en caso de necesidad.

Capítulo II: La interpretación como actividad lingüística y cognitiva compleja.

En este capitulo vamos a hablar de las cualidades que tiene que tener un interprete. Empezaremos diferenciando la competencia de un traductor veterano y uno novato, el veterano administra mejor su tiempo y tiene una visión global del mensaje durante todo el discurso pese a los lapsus que pueda tener. Mientras que un principiante se distrae con la aparición de vocablos desconocidos.
Pasemos a las características generales:
-Capacidad de ser receptivo sin mostrar ninguna reacción emocional.
-Agudeza mental que genere respuestas rápidas y efectivas.
-Buena memoria que le permita al macerar vocabulario, retener los términos técnicos de una conferencia y retener una imagen lo más complete posible se lo expuesto el la conferencia
Además de cultura general, un amplio conocimiento de las lenguas, fluidez y capacidad de síntesis y concentración.
En el caso de un traductor consecutivo es muy importante la escucha activa, análisis y transferencia del concepto concreto-abstracto, extrapolaciones, memoria, elocuencia y autocontrol.
La interpretación, aunque ha existido siempre, no se consideró profesión hasta el siglo XX. A partir de la Segunda Guerra Mundial, las conferencias y reuniones se multiplicaron y los intérpretes consecutivos se convirtieron en un eslabón esencial en la cadena comunicativa. La interpretación consecutiva se practico por primera vez en la firma del Tratado de Versalles y alcanzo su cumbre en la Sociedad de Naciones de Ginebra. Pero al avanzar la tecnología se la sustituyo por la interpretación simultánea, que se uso por primera vez durante el Proceso de Nüremberg.
Hoy en día la situación de la situación de la interpretación se reduce a dos aspectos:
1)La versatilidad del mercado internacional.
2)La necesidad de nuevas modalidades de interpretación.
Las lenguas más frecuentes en el marco del traductor español, son: el inglés (fundamental), el francés y el alemán. Siendo secundarias, otras lenguas europeas como el neerlandés (muy usada en subcomisiones del Parlamento Europeo).
Por otro lado la ONU adopta lenguas oficiales como el Ruso, Español, Ingles, Francés, Chino y Árabe; y en el caso de la cabina española el intérprete tiene minar el inglés y el francés y al menos una de las lenguas restantes
Otro aspecto de la actualidad, es la necesidad de adaptarse al mundo “virtual”, los inconvenientes, el cansancio, el estrés y la tensión que causa una estancia prolongada frente al ordenador o imágenes de video.
Tipos de interpretación:
1)La interpretación para los medios de comunicación (se parece mucho a la interpretación de conferencias. Se interpretan, noticias extranjeras, ruedas de prensa… Su dificultad reside en la a menudo nula preparación previa)
2)La interpretación para la empresa (Al aumentar las empresas y sus negociaciones, aumenta la necesidad de intérpretes simultáneos en las Juntes Arbitrales para moderar los conflictos y disputas que puedan surgir).
3)La interpretación para los tribunales (cada vez usan mas la interpretación simultanea para las vistas orales, escuchar a testigos… También es necesaria a veces la interpretación consecutiva)
4)La interpretación social para los servicios a la comunidad (Se realiza con la técnica de la consecutiva, con la modalidad bilateral. Se usa cuando ciudadanos de otros países necesitan la ayuda de instituciones locales como sanidad, gobierno, policía…)

La interpretación consecutiva además puede ser integral (reproduce el texto original), abreviada (resume el asunto), continua (el orador da todo el discurso que luego el interprete traduce) o discontinua (el traductor traduce cada párrafo durante las interrupciones del orador). Y suele caracterizarse por anotar ideas que le ayuden a potenciar su memoria a corto plazo.
La autora aborda ahora las diferencias entre traducción consecutiva y simultánea:
- La fase de comprensión y reexpresión, que el caso de la simultánea el tiempo de reestructuración es casi inexistente, mientras que en la consecutiva hay mas tiempo para la síntesis y más para la producción del discurso.
- El resultado de la fase de comprensión, en el caso de la consecutiva se manifiesta en la toma de notas, en le simultanea, en la inmediata producción del discurso.
- El conocimiento de la línea argumental del discurso por parte del intérprete. En la consecutiva el intérprete dispone del tiempo necesario para analizar la línea del discurso durante intervención del orador. Por otra parte la simultánea carece de la imagen global del discurso, cuando empieza a plasmarlo en la lengua término.
Por ultimo habla de las fases de la interpretación consecutiva:
1)La percepción del discurso en la lengua termino.
2)Comprensión y análisis del discurso.
3)Reconstrucción de la lengua termino.

Capitulo III. La fase de percepción-comprensión en el proceso interpretación consecutivo.

Esta fase se refiere a la fase de recepción del mensaje, comprenderlo y descifrarlo.

La escucha:
Es un proceso fundamental. Se debe realizar de un modo serio y activo, el interprete tiene que ser consciente de no es el destinatario definitivo sino un paso intermedio y como tal tiene que comprender conceptos muy explícitos que conocen sus interlocutores, es más su aguda receptividad puede excusar algunas lagunas en su conocimiento. La receptividad es una cualidad que por tanto tienen que adquirir y entrenar.
Los expertos coinciden en que un intérprete tiene que tener un mínimo de conocimiento sobre el tema que trata.
La escucha de un interprete es diferente a la normal, ya que ni puede pedir explicaciones ni puede desconectar, ha de mantener una concentración constante; esto exige un gran esfuerzo por parte de la mente del interprete, quien tiende a situarse en terreno neutral.
Una de las dificultades de los interpretes noveles es, la de ponerse en el lugar del hablante y emitir sus ideas como propias.
El cometido del interprete es el de analizar y dar a entender lo que se dice, gestos, miradas…
También necesario trazar la diferencia entre oír y escuchar, el ultimo es un acto de auto disciplina, que el interprete tiene que ser capaz de alcanzar cuando así lo desee.
En cuanto al conocimiento previo es imprescindible para analizar el discurso ya que el conocer la identidad del hablante, sus creencias y costumbres, religión, entorno cultura, etc.… puede ser imprescindibles para la toma de una rápida decisión que se deba tomar en un momento del discurso.

Tipos de escucha:
Hay cuatro tipos de escucha, entre ellas la última es la que hace posible el trabajo del intérprete:
1)La escucha pasiva, es la realizada el tema no nos interesa mucho.
2)La escucha protectora es la que usamos cuando queremos centrar nuestra atención en el mensaje pero las condiciones acústicas no son suficientes.
3)La escucha selectiva. Selecciona una información centrándose solo en las partes del mensaje que nos interesan.
4)Por ultimo la escucha activa, se caracteriza por un permanente estado de alerta e interés.
Principio de escucha activa:
El intérprete realiza en todo momento una escucha activa y concentrada a la cual no escapa ningún matiz. A mayores hay una serie de condiciones que un interprete debe cumplir, como oír bien el mensaje, tener un conocimiento excelente de la lengua fuente, conocedor de la cultura de origen, estar familiarizado con el tema…
Es evidente que el proceso interpretativo requiere un conocimiento total de la lengua en todos sus aspectos sino que además un conocimiento de sus tradiciones, literatura y tabúes recurrentes…
Uno de los aspectos más preocupantes para los intereses es intangibilidad del discurso. Esta suele ser consecuencia del carácter improvisado del discurso.

La comprensión del mensaje:
Las diferentes escuchas del mensaje llevan diferentes grados de comprensión del mensaje y por tanto distintos tipos de respuesta ante el mensaje. El intérprete no puede permitirse el lujo de una comprensión superficial, reteniendo ideas generales sin preocuparse por los detalles, ni descartar esas partes del mensaje que el descartaría receptor ya que el no es el receptor ultimo del mensaje.
El traductor deberá detectar lo siguiente en un mensaje:
1.La intencionalidad del hablante. Es lo que el hablante busca al emitir el mensaje.
2.La subjetividad del hablante: El punto de vista del hablante.
3.La información del texto.

Capitulo IV. Análisis del discurso.

Tal y como ya he mencionado antes el interprete tiene que llegara a comprensión exhaustiva del mensaje. Para ello no solo hay que anticiparse al hablante, identificar sus estrategias y anticipar los problemas que pueda haber sino también hay que priorizar y jerarquizar las ideas. Así mismo no podrá infravalorar los nexos de unión de enunciados, a veces decisivos para la interpretación.
El intérprete no solo debe dar el significado oficial sino también el implícito.
Tras la fase de escucha activa se pasa a procesar la información que se ha oído a fin de obtener una comprensión satisfactoria y realizar una eficaz toma de notas (análisis de coherencia)

El conocimiento previo:
Según algunos expertos la comprensión se realiza cuando el conocimiento preexistente en la mente del traductor el se solapa con el contenido semántico nuevo, la falta de nexos produce el conocimiento parcial del mensaje.

Las funciones del lenguaje en el proceso interpretativo:
El lenguaje tiene tres funciones: la función expresiva, se concentra en la subjetividad del hablante y en las experiencias, la función representativa se refiere a los enunciados universales sobre el mundo que no depende del contexto situacional, la función interactiva, la verdadera función comunicativa basada en la reciprocidad del conocimiento compartido.
El acto comunicativo interlingüístico a su vez tiene dos etapas:
-la emisión del mensaje por el hablante y su comprensión por el interprete. (Se basa en el conocimiento compartido existente entre hablante e intérprete)
-La reexpresión del mensaje por el intérprete y su comprensión por el público. (Intérprete-público)
La preparación previa del intérprete ha de hacerse a través una curiosidad constante y una permanente investigación. La segunda etapa comunicativa, interprete-público, se puede reforzar con una recogida previa de información sobre la composición social.
Se han realizado algunos estudios para comprobar hasta que nivel es útil el conocimiento de una cultura. La conclusión que podemos obtener de estas actividades prácticas son que se extrae de estas actividades prácticas es que para hacer una buena comprensión del mensaje es necesario conocer en profundidad la cultura de la que se va a traducir, el conocimiento ayuda al interprete a conocer el mensaje a todos los niveles. No solo hay que conocer el lenguaje, además del contexto, hay que conocer la situación política…

Tipos de discurso:
Los estudios sobre el discurso lo han agrupado obedeciendo a diferentes criterios, se clasifican en seis grupos: argumentativo, narrativo, descriptivo, polémico, retórico y obstruiste.
-Argumentativo: pude ser inductiva (de lo particular a lo general) o deductiva (de lo general a lo particular) tiene además una subdivisión, de pros y contras y secuenciales.
-Narrativo: puede ser cronológico (respeta el orden en el cual ocurrieron los hechos) o no-cronológico. Ya sea de la categoría que sea el interprete no debe alterar el orden. En estos discursos es necesario centrar la atención en las fechas.
-Descriptivo: Su dificultad es la falta de determinación lógica y relaciones de tipo causa-efecto, por lo que no se le puede aplicar ninguna estrategia anticipadora. Hay que centrarse más en la toma de notas al no poder jerarquizar ideas.
-Polémico: Es otro tipo de discurso recurrente. El orador rechaza posturas opuestas a la suya, descartando los argumentos de su/s oponente/s.
-Retórico: suele aparecer como componente del discurso argumentativo, polémico, etc.
Se basa en las experiencias personales ya sea del orador o del público, o compartido por ambos. Está salpicada de citas de autoridades y hechos históricos, nombra obras, autores…
-Obstruccionista: es el discurso defensivo por antonomasia. Se caracteriza por una gran extensión que contrasta su escaso contenido.

Capitulo V: Procesamiento de la información.

Además del análisis del discurso existe esta fase, la del procesamiento de la información. Esta es la fase que prepara para el proceso de retención mediante estrategias mnemotécnicas y con el soporte físico de las notas. La preparación del mensaje consiste en una correcta jerarquización de las ideas. El intérprete tiene que ser capaz de determinar que datos son primordiales y cuales no, de los contrario no se partes omitir en casos extremos. Por tanto la jerarquización es primordial; esta tiene una división tripartita:
-las centrales que responden a las necesidades básicas del receptor.
-las secundarias que sin embargo son importantes y se deben destacar.
-Elementos ajenos al contenido del discurso pero que le dan color.
Elementos secundarios:
Se incluyen epítetos y adverbios. Estas categorías se pueden omitir siempre y cuando no formen un núcleo compacto con sustantivos.

Elementos ajenos al contenido del discurso:
En esta categoría entran las ilustraciones de todo tipo y las digresiones. Es esencial que el intérprete reconozca los ejemplos y los trate como tal en su plasmación del discurso, ya que de lo contrario puede provocar cambios de significado.
Una vez se detecta la trascendencia del ejemplo, tiene que decidir si el enunciado es puramente ilustrativo o tiene un significado intrínseco, si el hablante hiciera hincapié en alguno el interprete debería mencionarlo; si por el contrario no lo tiene el ejemplo dejaría de ser ilustrativo para pasar a ser parte de una enumeración y deberá ser traducida.
En ocasiones los ejemplos nublan el hilo argumental, en estos casos el interprete tiene que ser capaz de mantener la claridad en su análisis para poder seguir el hilo argumental por oculto que esté.
Para concluir podemos decir que, tras haber determinado el tipo de discurso con el que se enfrenta, el intérprete analiza las ideas principales a fin de establecer una jerarquía.

Relaciones entre enunciados:
Aparecen con mayor recurrencia en los siguientes discursos:
-La consecuencia lógica ( que aparece con nexos como “por lo tanto”, “por consiguiente”, “como resultado”...)
-La causalidad (normalmente viene expresada por conjunciones como “ya que” o “debido”)
-La adversatividad.
-La secuencialidad.
Estrategias del intérprete:
Hay diferentes tipos:
-Estrategias de elusión de las interferencias y reestructuración sintáctica
-Estrategias de anticipación.
-Estrategias de control.
-Estrategias de “aproximación”.
Para ello tiene que tener en cuenta factores que reflejan el contenido del mensaje (espacio-temporales, modales, personales…), elementos novedosos, anticipación (previsión).

Capitulo VI: Aspectos cognitivos en la interacción.

Hasta ahora este aspecto ha pasado desapercibido por parte de los científicos. La autora pretende hacer un breve repaso por estos estudios.
Se ha visto que los intérpretes actúan de forma diferente ante la misma tarea. Así mismo los intérpretes tienen la capacidad de pasar de una fase a otra sin practica previa (con cierto automatismo). De todas formas el proceso interpretativo no consta solo en pasa de una etapa a otra sino también de solucionar problemas que el interprete encuentre.

Tipos de memoria:
Son tres, la de adquisición, la de almacenamiento, y la de evocación.
El poder humano de adquisición es limitado, todo lo que nos rodea es material almacenable. Como no todo es necesario para el individuo este no entra en la siguiente fase, que es un proceso de selección que impone el cerebro humano, y aunque pase esta selección no es eterno, por lo que no todo es evocable, para activar eficazmente la información es necesaria una memoria entrenada.

Estrategias mnemotécnicas:
Además del interés hay otro factor que influye en la memorización, que es el conocimiento previo. Existen trucos para una mejor memorización que son la técnicas de repetición, asociación…
Tras algunos estudios se han descubierto que la memorización se realiza por tres procesos:
1) Representación mental: visualización del mensaje, se retiene más fácilmente y se puede reactivar cuando sea necesario.
2) Plan de razonamiento: es el proceso a través del cual el intérprete tiene que reestructurar la base del mensaje, llevando una organización de ideas.
3) Recapitulación: consiste en extraer la conclusión de cada bloque de discurso que pronuncia el orador, cada idea marca un bloque del discurso, por lo que se evocará con más facilidad.
Estrategias:
1)Añadir coletillas, transformarlas así en unidades más fáciles de recordar
2)Visualizar.
3)Ordenar ideas. Estructura de ideas de fácil reconocimiento.
Existen además dos tipos de memoria, a corto plazo y a largo plazo, esta última es la forma definitiva y en la que se “guardan” los recuerdos importantes.

Modelos de esfuerzo:
El esfuerzo de producción, abarca los procesos que se refieren a los resultados de la interpretación.
-el interprete toma las notas.
-reproduce el discurso en otra lengua distinta. (Dar más problemas para el intérprete que para el autor)

El modelo gravitacional de Gile:
Se trata de un modelo basado en el léxico pero que se puede explicar también a normas sintácticas y lingüísticas en general. Propone un esquema que representa el estado de dominio de la lengua escrita y hablada que un individuo ha alcanzado en un momento dado.

Bilingüismo:
Bilingües son aquellos que desde edades muy tempranas han aprendido a utilizar una lengua casi como si fuera la materna.
Existe otro tipo de bilingües, los tardíos, su sistema de lengua es sesgado.
Los bilingües tempranos muestran mayor facilidad es agrupar y recordar grupos y unidades de palabras, mientras que las mezclas de códigos es más problemáticas para los tardíos.
En el caso de los tempranos desarrollan sus habilidades lingüísticas de forma conjunta en ambas lenguas y tienen tendencia a procesar el significado profundo de la información. Por lo contrario los tardíos activan sistemas semánticos compartimentados siendo sus códigos sesgados desde el punto de vista funcional.
Hay otra clase de bilingüismos, los “compuestos” (han aprendido ambas lenguas simultaneas, generalmente en la infancia, con interlocutores que utilizaban ambas y hasta las mezclaban. Han desarrollado un sistema de significados que sirviera para ambas lenguas.), y los “coordinados” ( Han tenido un entorno de aprendizaje variable, momentos y lugares diferentes, en contextos socio-culturales diferentes. Son dos lenguas diferentes y autónomas desde el punto de vista funcional)

Capitulo VII: La toma de notas.

Como ya sabíamos, la toma de notas solo forma una parte del proceso de retención.
La toma de notas es pues una ayuda que interviene en el proceso de retención ofreciendo al intérprete la posibilidad de disponer de los datos e ideas esenciales del mensaje en soporte físico y en tal disposición que se puedan recuperar amplios bloques de texto con una sola mirada.

Consideraciones de orden cognitivo:
La toma de notas es un proceso complementario a la memoria dentro de la actividad de retención que realiza el cerebro durante las tareas de interpretación. En este sentido desempeña varias funciones:
1)Descargar la memoria de tareas da almacenar toda la información que le transmite el hablante, de modo que se pueda concentrar más en la escucha activa, el análisis y la comprensión del discurso.
2)Reforzar la habilidad de estructurar el discurso.
3)Asegurar la eficacia y la exhaustividad de la fase de reexpresión.
4)Asegurar la fidelidad de la traducción al original.

Los principios de la toma de notas:
En primer lugar, las notas no deben ser concebidas como un fin sino como un medio para conseguir en fin. Su único fin es el de recordar el discurso, no tienen ningún otro, por lo que no tienen por que estéticamente aceptables.
En segundo lugar, no existen reglas universales que rijan el sistema de anotación, toda regla en ellas es la decisión del intérprete.
En tercer lugar, es aconsejable en todo momento en la traducción consecutiva. El intérprete no se puede arriesgar a confiar solo en su memoria.
En cuarto lugar, el intérprete no debe ceder a la tentación de emplear todas sus enero la toma de notas porque es un doble riesgo, primero de que las notas se conviertan en algo parecido a los apuntes de un estudiante y segundo, de que las notas sean demasiado elaboradas e impidan al intérprete centrarse en la escucha activa.
En quinto lugar, para eliminar cualquier fuente de tensión y preocupación, las notas deben ser legibles.
Por ultimo, las notas han de ser inequívocas para su lector en un momento dado. Cuando se adoptan abreviaturas o símbolos, se debe tener en cuenta este principio para que las notas no se conviertan en un estorbo.
Rozan cree que el principio que debe guiar a cualquier intérprete consecutivo a la hora de tomar notas son:
1.La trascripción de una idea más que de una palabra, hay que tomar apuntes de la idea, del significado, no de la palabra.
2.Reglas de abreviación, hay que apuntar la palabra abreviada excepto si es muy corta, para evitar confusiones la ten se apunta como superíndice. (ej: est. -> “estado” estic. -> “estadística”) (ej2: “ que merece nuestra atención” [interesante] -> intte. “teniendo en cuenta la situación tal y como se presenta en la actualidad” sitón now.)
3.Concatenaciones, es la forma de anotar los conectores y marcadores textuales de todo tipo. Rozan propone palabras cortas o trucadas para representar estas locuciones y conjunciones de forma rápida. (ej: xk, tho[aunque, a pesar de que],but, if, ref [a lo que se refiere], ade+, =… )
4.Negación, cruzar las palabras de afirmación con una línea diagonal (Ej.: OK [en desacuerdo]-> O/K [de acuerdo])
5.Acentuación, sirve para intensificar o atenuar las nociones apuntadas. (Ej.: INTE [el estudio es interesante]; INTE(doble subrayado) [muy interesante]; INTE (subrayado discontinuo) [extremadamente iinteresante])
6.Verticalidad, este y la disposición diagonal rigen la toma de notas. Consiste en anotar siguiendo el borde vertical de la página. Ventajas, se percibe de forma más completa la síntesis del discurso y se encadenan con más facilidad usando menos palabras.
7.Disposición diagonal, es el principio complementario a la verticalidad. Las ideas se anotan desde el margen superior izquierdo al inferior derecho siguiendo el esquemas:
SUJETO
VERBO
OBJETO
Las ventajas son, que el intérprete se ve obligado a separar los componentes principales del enunciado así que se evita confusiones, requiere una separación clara que marque el comienzo de cada idea y invita a la concisión.

Técnicas específicas en la toma de notas:
El uso del paréntesis:
Los paréntesis tienen varios usos en la toma de notas:
a)Enmarcar oraciones subordinadas.
b)Marcar aquellos detalles que aunque captados postra memoremos podido plasmar en los apuntes, pero que son importantes.
c)Marcar las digresiones del orador (chistes, anécdotas…), es decir donde tenemos que hacerlo.
El uso de márgenes:
El margen izquierdo. Si las ideas están dispuestas en diagonal, las ideas importantes se anotarán en el margen izquierdo a la altura de una nueva “frase”.
El punto de vista del hablante:
Este también debe constar en las notas, puesto que el interprete, separará las ideas propias del autor de las de otros citadas por el.
Los tiempos y modos verbales:
No siempre es necesario anotarlos ya que se deducen del contexto, pero si entran en conflicto, o el hablante enfatiza el carácter opcional o condicional, es esencial saber como dejar constancia de ellos en nuestras notas. (Ej. “do” como superíndice para marcar el pretérito perfecto…)
Los símbolos:
La ventaja de símbolos y abreviaturas es ahorrar tiempo y trabajo.
Aún así el abuso de ellos presenta una gran desventaja, la dificultad de aprenderlos y recordarlos, y el problema de intensifiquen la tensión y perdamos la concentración.
Según Rozan 20 símbolos son suficientes para cubrir los conceptos recurrentes:
a)Son un medio para alcanzar un fin, no un fin en sí, por lo que los sistemas demasiado sofisticados son inútiles ya pueden no ayudar sino hasta dificultar la comprensión.
b)Los símbolos y abreviaturas deben ser lógicos, no en sentido universal sino en la subjetividad del intérprete.
c)Es aconsejable que cada interprete cree su propio sistema de símbolos para las nociones mas recurrentes como los nombres de piases, organismos nacionales o internacionales… Asimismo debe tener en cuenta la delimitación de los campos semánticos y saber exactamente que referente tiene cada símbolo.
Los símbolos se agrupen en tres categorías:
-Símbolos de expresión. Reproducen la cuatro formas de expresión:
1. Pensamientos.
2. Palabra.
3. debate.
4. juicio.
-favorable.
-desfavorable.
-Símbolos de movimiento.
1. Movimiento de un punto a otro.
2. Aumento.
3. Disminución.
-Símbolos de correspondencias.
1. Igualdad.
2. Diferencia.
3. Anotación.

Proceso de toma de notas:
La mayoría de los traductores tienen algunas preguntas como, ¿Que hay que anotar?,
¿Cuánto hay que anotar?, ¿en que lengua hay que anotar?...
A lo largo de este apartado vamos a contestar a contestar a estas preguntas.
El intérprete tomará notas de dos tipos de elementos.
a) Elementos recordables que normalmente son almacenados con la memoria de trabajo y en este caso la toma de notas actúa como procedimiento para ordenar y estructurar ideas. Contemplará las ideas centrales.
b) Elementos efímeros que con la simple comprensión no se retiene en la memoria activa o de corto plazo, como números, nombres propios, las enumeraciones…
c) La numeración. Su utilidad es la de mantener clara la estructuración del discurso dividiéndolos en puntos y subpuntos; aunque el orador no lo haga.
Al principio de este apartado mencionábamos tres preguntas que se hacían los interpretes nóvele. Hemos visto algunas respuestas a la primera, la segunda, “¿Cuánto hay que anotar?” plantea serios problemas ya que contradice el principio básico da la profesión,, y es que no podemos interpretar una idea hasta que la hayamos comprendido en su totalidad. Por otro lado es aconsejable comenzar a tomar notas tan pronto como el orador comience a hablar, para empezar por que el discurso puede empezar con información difícil de retener y segundo porque una breve intervención se puede transformar en un discurso más largo y poner al intérprete sin notas en un apuro.
Sin embargo el interprete analiza el discurso antes de transcribirlo, lo que conlleva cierto desfase, por tanto solo nombres propios, fechas, cifras, etc, han de ser tomados en el momento de su emisión, por su riesgo a volatilizarse, el resto de la información se anota una vez procesada.
Se ha considerado la taquigrafía como una forma de tomar notas, pero esta representa algunos problemas:
1.Los usuarios de la taquigrafía no pueden leer varias líneas de una mirada.
2.Es imposible corregir o completar un taquigrama a la velocidad que requiere un discurso oral.
3.Es imposible interpretar un taquigrama con la seguridad y convicción requeridas en una intervención de este tipo.
Bistra Alexieva desarrollo un modelo de análisis del discurso que se basa en dos elementos:
- Participantes (o entidades) que desempeñan distintos papeles semánticas o pragmáticos y que según su importancia o frecuencia se subdividen en “hiper”, “principales” o “secundarios”.
- Relaciones (entre participantes o procesos) que pueden ser “estáticas” o “dinámicas” y se producen en circunstancias específicas.
Cuando el intérprete escoge un determinado código este debe ser el más económico en cuanto a:
a)El tiempo intervenido en anotar.
b)El esfuerzo de la mano en la utilización de un determinado símbolo.
c)Esfuerzo mental a la hora de recordar un símbolo o reproducirlo.
Además del parámetro de la economía, Alexieva también señala la informatividad. En su opinión el sistema óptimo debe combinar los siguientes principios:
- Verticalidad.
- Palabras del lenguaje natural.
- Símbolos y signos no lingüísticos que apunten la actitud del hablante.
La tercera pregunta que se mencionaba era la lengua de las notas. En la literatura los especialistas tienden a reconocer la lengua término como código deseable para la toma de notas, afín de descartar las interferencias lingüísticas en el momento de la reexpresión.
Por otro lado si las notas se toman en la lengua de partida se evita centrar la atención en la transcodificación del mensaje dejándolo ya para la siguiente fase y así la memoria activa no tendría que la carga de la retención dedicándose solo al análisis, selección y anotación del mensaje recibido.
Como existen tanto argumentos a favor como en contra es el intérprete quien elige cual de ambas es la que prefiere.

La evaluación de la toma de notas.
La extensión, estructuración y tipo de notas dependen de la personalidad del interprete y mientras su plasmación en la lengua termino sea satisfactoria esta evaluación no tiene sentido.
Así que un sistema eficaz de toma de notas es aquel que permite al intérprete:
1)Reproducir el discurso original con exactitud y desenvoltura ofreciendo una versión término correcta y completa.
2)Obtener con un mínimo de esfuerzo un máximo de estímulos visuales que faciliten la reconstrucción del mensaje.
3)Desprenderse de la forma para extraer el significado de los enunciados, que, una vez procesado, constituye el esqueleto del nuevo discurso.
4)Sentirse cómodo y seguro con un sistema simple y claro y que descargue de trabajo a la memoria.

Capítulo VIII: La fase de reexpresión.

Es un acto de comunicación en si, por tanto para llevarlo a cabo el interprete deberá haber hecho suyo el pensamiento del orador en la fase de escucha.

Estrategias para cumplir el principio de fidelidad:
En ocasiones el intérprete pese a su atención e interés es incapaz de reproducir alguna parte del discurso. Es su deber recuperar la información. Para esto puede recurrir, sin abusar de ellas, a una o dos preguntas al hablante, pero respetando unas reglas básicas:
1)Las ventajas de la interrupción superan a las desventajas.
2)La pregunta que le realice al hablante tiene que ser para mejorar la traducción no para satisfacer su curiosidad.
3)La pregunta debe ser exacta, clara y precisa.
Una vez aclaradas las dudas y rescatada la información el interprete pasará a la fase de reexpresión.
Una de las estrategias más mencionadas es la anticipación.
Partiendo de las operaciones automáticas y no-automáticas, Gile muestra que las capacidades no-automáticas puedes requerir capacidades mayores a las disponibles.
Gile separa la estrategia de anticipación en dos modalidades lingüísticas y extralingüísticas.
La anticipación extralingüística es la que permite al intérprete prever las ideas y posturas que se darán en el discurso.
Existen tácticas para enfrentarse a los problemas que producen la presión y la tensión de la traducción.
Retrasar la respuesta, reconstruir un segmento con la ayuda del texto, recurrir a la ayuda del compañero de cabina, consultar un documento en cabina…
También hay soluciones para prevenir problemas que se sucedan en el acto comunicativo, como tomar notas, cambiar la duración del decalaje oído-voz, segmentar, cambiar el orden de un enumeración.
Las tácticas de reformulación coinciden con la primera, tercera y cuarta a las que se añaden:
-Reemplazar un segmento por un hiperónimo u otro segmento.
-Explicar o parafrasear.
-Reproducir el sonido escuchado en una lengua origen.
-“Naturaleza” en el acto. Según Gile esta táctica puede ser útil en tres ocasiones:
a) Cuando las lenguas de llegada y de partida tienen un léxico semejante en cuanto a la parte morfológica.
b) Cuando existen muchos prestamos en un determinado campo de la lengua origen a la término.
c) Cuando el receptor esta acostumbrado a leer mucho en lengua origen.
-“transcodificar”
-Informar a los oyentes de que existe un problema de interpretación.
-Remitir a otras fuentes de información.
-Omitir información.
-Reformular en paralelo.
-Apagar el micrófono.
ESTRATEGIAS FRENTE AL ERROR DEL HABLANTE.
El intérprete en este caso tiene varias salidas: reformular el segmento sin corregir el error, corregirlo en la lengua termino o llamar la atención del publico sobre el error. La primera opción es la más cómoda y puede reducir el impacto en el discurso término. La segunda, puede dar lugar a tres errores, que el interprete se equivoque, que alguien del publico lo repita por haberlo captado en lengua origen o que los receptores protesten ante la corrección. La última protege al interprete pero submina la credibilidad del hablante.

Requisitos para una comunicación satisfactoria:
El intérprete tiene que ser un buen orador, para lograrlo no se debe usar la traducción palabra por palabra, no debe plasmar el discurso original. No debe reproducir sus notas, ni alejarse mucho de ellas, ni añadir o quitar hacho s del discurso.

Voz/ Fluidez:
El intérprete tiene que hacer llegar su voz a todos los integrantes del foro y mantener la concentración del público en el mensaje.

Elocución:
Es un factor fundamental que el intérprete tiene que mantener a un nivel alto a lo largo del ejercicio de su profesión mediante el entrenamiento diario.
Tendrá que enfatizar palabras o oraciones importantes, para mantener la atención del público.

Otros parámetros:
- Duración:
La duración de la traducción no debe superar en más de un 75% el tiempo que ha empleado el orador en dar el suyo.
Ya que se excluyen lo elementos superfluos (repeticiones, divagaciones, etc.), recibe el discurso ya organizado en ideas y el ritmo de exposición es ligeramente más acelerado que el del orador.
- Casos extremos:
Cuando la velocidad del emisor es demasiada y el interprete no puede realizar la interpretación. Para solucionarlo lo pondrá en conocimiento de los organizadores para que estos se encarguen.
- Discurso leído:
Como se le proporciona una copia del discurso este puede usarlo como apoyo pero nunca para producir una traducción vista.
- La improvisación:
Se puede usar para no perder información en la versión término del discurso. Es mejor ofrecer una información parcial o incompleta entes que omitirla por completo.
- Proverbios:
Los proverbios no se pueden trasladar manteniendo intacta su forma, porque la mayoría de las veces pierden el sentido. En esta ocasión el intérprete será salvado por su fértil imaginación y agudeza mental.

Capitulo IX: Otras modalidades de interpretación:

Traducción vista:
Es un híbrido entre la traducción y la interpretación ya que recurre a estrategias típicas de ambos lados. Parte del texto es escrito y parte es oral, pues se plasmará en lengua oral el texto escrito. Se aplica la reformulación oral rápida y la adaptación de rasgos específicamente textuales.

Interpretación bilateral:
También se conoce como interpretación de enlace. Consiste en traducir un discurso oral a una lengua meta que a su vez formulara otro discurso, pasando a ser lengua origen y así sucesivamente.
Aparece en ruedas de prensa, y otros servicios públicos como en hospitales, al atender a un enfermo extranjero, policía, jefatura de tráfico, Seguridad social, Jugados…
Esta modalidad se caracteriza por un gran componente social, además de un continuo flujo comunicativo por ambas partes.
Las cualidades de un intérprete bilateral son las siguientes:
1)Referente al léxico, el intérprete debe conocer suficiente vocabulario relevante sobre el tema tratado.
2)Referente a las funciones, el interprete debe ser capas de recordar formulas a largo plazo, como salutaciones, despedidas…
3)Referente al modo, se debe considerar la naturaleza del discurso traducido.
4)Referente al tenor, tiene que poder trasladar el tono de una lengua a otra.
5)Referente a la sintaxis, tiene que manejar construcciones complejas en ambas lenguas.
A todo esto se unen la estrategias, estructuras y demás componentes de un habla que el intérprete debe conocer y manejar a la perfección.

Capítulo X: Tensión y fatiga.

La tensión:
Existen varios tipos de tensiones, los relacionados con la tarea y los de otro tipo.
Los relacionados con la tarea puede aparecer por la alta entrada de información o por la excesiva complejidad de esta, todo esto sobre carga al intérprete que usa estrategias para eliminarla como la omisión o la retardación de respuestas. Pero estas estrategias producen una baja en la calidad del mensaje.
Otro tipo de tensiones:
- Ambiental: Comprende ruidos de todo tipo, verbales o no, que distraen al sujeto bilingüe provocándole dificultades en su lengua débil.
- Emocional: que lo provoca el miedo, la presión, la responsabilidad…
- Inesperados: Combina rasgos pertenecientes tanto a la tensión de la tarea, como la de tipo emocional.

La fatiga:
La fatiga puede ser corporal o mental. La mental es la que más afecta al intérprete y la causa una prolongada actividad verbal o intelectual y provoca a su vez respuestas retardadas, búsqueda de memoria menos eficaz y de más larga duración y disminuye la capacidad de almacenamiento.
También se distingue entre lingüística y silenciosa.
a)Puede inducir al intérprete a utilizar forma incorrecta de una palabra o incluso una palabra de otra lengua.
b)Es la interferencia de tipo léxico o sintáctico que no se manifiesta como una alteración visible o significativa de la producción en la lengua término. Se materializa en la disminución de la producción o en la reducción de palabras que tiene el interprete como eliminación de elementos que el considera “interferencias”.

Diferencias individuales:
Estas diferencias de comportamiento en lo interpretes se refieren a las situaciones de tensión y se basan en los rasgos psicológicos de cada individuo.
Conclusiones sobre este tema:
1)Aquellos sujetos que poseen un talento especial para las lenguas, demuestran más facilidades a la hora de reformular el mensaje.
2)La capacidad de cambiar de código y habilidad de traducir automáticamente, contrario a la opinión general, no depende del bilingüismo del intérprete.
3)El comportamiento difiere en la capacidad de soportar los distintos tipos de tensión durante el uso de varios sistemas lingüísticos en la misma situación.

COMENTARIO:

La autora Catalina Iliescu Gheorghiu, ha hecho un excelente trabajo de recopilación para facilitar la toma de contacto con la interpretación, en general, centrándose luego en la consecutiva. Es un libro interesante, detalla bastante bien todo el mundo de la interpretación consecutiva, y no se limita a ofrecerse punto de vista sino que hace un compendio de varios autores y pone sobre la mesa una gran cantidad de soluciones y de respuestas ante las preguntas más significativas que los alumnos podríamos plantear.